SOS: ¡Algunos quieren jubilar al Pacto de Toledo!

José A. Pérez TapiasArgumentos PTapias

Así es. Hablando de las pensiones de quienes se jubilarán en el futuro, resulta que ya en el presente algunos -el grupo ya famoso de los cien economistas constituidos en algo más que un colectivo de expertos- quieren jubilar al mismísimo Pacto de Toledo.

Según ha aparecido en la prensa -puede verse El País del 27 de febrero-, tan sesudos especialistas de la cuestión económica no se limitan a brindar soluciones para salir de la crisis consistentes en recortar las pensiones -es sabido que si eso no arregla la crisis ahora, parece que al menos sí tranquiliza a los mercados, siempre inquietos, voraces e impacientes, incluso para el largo plazo-.

Sobre ellas en todo caso se puede discutir, pero lo que proponen además es que expertos designados a tal efecto -pensarán que escogidos de entre ellos mismos- elaboren un Libro Blanco sobre el sistema de pensiones, y que ello reemplace a lo que en el marco del Pacto de Toledo se pueda debatir. Es más, dicen claramente que el Pacto de Toledo ya ha cumplido su función, con lo que vienen a querer decretar que pase a mejor vida, al menos a una vida fuera del papel que hasta ahora ha jugado como foro social y político donde consensuar propuestas sobre el sistema público de pensiones que luego se llevan al parlamento y que obligan a los gobiernos.

No se oculta que tan numeroso colectivo de especialistas -cien es algo más que un “grupo”, pues casi se acerca a la multitud- quiere dar respuesta a las recientes manifestaciones sindicales -dirán: ¡qué plebe!- contra la propuesta de posponer la edad de jubilación y recortar así las pensiones. Salta a la vista que la intención es presionar al gobierno por la derecha, toda vez que el gobierno insiste en el carácter de “propuesta” de su planteamiento respecto a las pensiones, el cual ha de debatirse en el marco del Pacto de Toledo, muy especialmente en la Comisión parlamentaria encargada del seguimiento del mismo. De ahí que pidan al gobierno que “no apunte bajo” en la reforma del sistema de pensiones. Es decir, que sea duro.

La conclusión por la izquierda es que hay que esperar del gobierno que mantenga vivo el Pacto de Toledo, que aborde las reformas de las pensiones con el buen criterio de no recortar derechos de los trabajadores y que no se suba al carro neoliberal, aunque sea revestido de Libro Blanco, pues de ser así más dura será la caída. Habrá que recordar al personal que la sostenibilidad ha de ser medioambiental, económica y también social, y que para conseguirla no hay que meter la tijera por el lado más débil del cuerpo social.




ATTAC, asociación sin ánimo de lucro, denuncia que el pasado 5 de noviembre fue publicada en el BOE la Ley 21/2014, de 4 de noviembre, por la que se modifica el texto refundido de la Ley de Propiedad Intelectual, aprobado por Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril, y la Ley 1/2000, de 7 de enero, de Enjuiciamiento Civil, en virtud de la cual la reproducción total o parcial, así como la descarga del material de esta página es susceptible de ser gravado por un canon a cobrar por CEDRO, en contra de nuestra voluntad, y por tanto solicitamos su inmediata derogación.


ATTAC Andalucía no se identifica necesariamente con los contenidos publicados, excepto cuando son firmados por la propia organización.